Patrón 2×1: Tejer a lo grande con Lalalã

Cierra los ojos. Ahora, imagina que flotas en una nube de lana. Ves un ovillo extra grande. Voy a contar lentamente hasta 3. Cuando lo haga, abrirás los ojos y sonreirás al ver cumplido tu sueño más lalanalunero. 1, 2, 3… ¿Qué ves? Tienes ante ti el patrón que hemos diseñado para tejer con Lalalã. Y te gusta, claro.

 

 

 

 

Empezaremos con un rectángulo como base. Tú eliges el resultado: una manta para el sofá, con trenzas gruesas en los laterales, o una chaqueta XXL abierta por delante. Es un proyecto 2×1 para disfrutar tejiendo a lo grande. Como en tus mejores sueños.

Hemos elegido Lalalã de Rosários 4 porque muchas tejedores nos estaban pidiendo un patrón desde que vieron la primera foto de uno de sus ovillos. Para este proyecto, necesitarás 3 del color que te dé la lana y unas agujas rectas de 25 mm. Si es la primera vez que tejes una labor con una XXL, en Lalanalú encontrarás agujas de haya de pino natural. No pesan, son muy ligeras, están torneadas y lijadas a mano. Además, tienen nuestro logo personalizado en el mango. Ahora que ya estás equipada, vamos a la lana.

 

 

 

 

 

Lalalã es una lana ecológica, 100% merino. Es muy gustosa, pero también muy delicada. Así que vamos a poner los puntos sobre las íes, antes de empezar. Al ser lana mechada, no tiene torsión, por lo que tienes que estirar el hilo del ovillo suavemente e ir soltándolo poco a poco. Lo mejor es tejerla con poca tensión para que el punto quede suelto y así evitar que la lana fieltre.

En el caso de que el hilo se rompa o tengas que empezar otro ovillo para seguir con tu labor, añade una mecha de unos 10 cm sobre otra de la misma medida y dale forma con las manos. Sólo es un punto y seguido. Continúa con el patrón y termínalo como te dé la lana para crear una manta o una chaqueta abierta.

Una vez tengas la pieza tejida, te recomendamos lavarla en seco porque esta lana fieltra fácilmente. Así te aseguras de que tu manta o tu chaqueta se mantengan en buen estado.

Ahora coge aire y prepárate para tejer a lo grande. Si te gusta la experiencia, con 3 ovillos más podrás repetir. Sólo tienes que elegir la siguiente opción que pase por tu cabeza con nuestro patrón 2×1. Y sí, no es un sueño. ¡Bienvenida al mundo Lalalã!

 

 

CAL Winter Waves: gorro reversible para darle al ganchillo

Aún nos quedan unas semanas para disfrutar de las lanas, así que os invitamos a participar en un CAL (Crochet ALong). Juntas tejeremos un gorro con ondas muy lalanalunero. Se trata del patrón Winter Waves, creado por Jennifer Pionk. Lo mires cómo lo mires, este diseño es un puntazo. Se teje rápido y encima es reversible. No te lo pienses más y apúntate.

Gorro reversible Winter Waves de Jennifer, vía Ravelry

 

Gorro reversible Winter Waves de Jennifer, vía Ravelry

 

Para tejer este proyecto de nivel intermedio, tienes que saber dominar los puntos raso y medio alto. El patrón original es de texto y está escrito en inglés, pero no te asustes: resulta muy fácil de seguir. Viene acompañado de imágenes que te enseñarán a reconocer e identificar los puntos y también te guiarán con las costuras. Si hay algo que no entiendes, entre todas te ayudaremos. Forma parte del plan y del CAL.

Manos al patrón. El gorro se trabaja con vueltas cortas para crear la ilusión óptica de una mezcla de puntos raso y medio alto. Por su aspecto parece tejido a punto de media y la coronilla tiene forma de estrella. Como se teje en vertical, es muy divertido ver cómo se crean las hileras y el gorro va tomando forma. Una vez terminadas todas las repeticiones, primero se cose la coronilla y después el borde para rematar, todo con el mismo ganchillo. Al ser reversible, por un lado, se aprecia el juego visual de las ondas y, por el otro, un punto parecido al garbanzo con mucha textura.

 

 

 

 

 

 

Existen tres modelos distintos del mismo patrón. Así podrás elegir el que te dé la lana: beanie (clásico ajustado), slouch (con la punta algo caída) y super slouch (más grande y con más caída todavía). Se encuentra disponible en cinco tallas: recién nacido, bebé, infantil, adolescente/pequeña y grande. Así que empieza a hacer números. Con un mismo patrón, puedes tejer gorros para toda la familia con el modelo que te dé la lana. Prepara tu ganchillo que vamos al lío.

En Lalanalú, hemos tejido el modelo beanie de la talla adolescente/pequeña, que equivale a una talla M. Como casi todo el gorro está tejido con punto raso, se utiliza mucho hilo. La lana elegida es la Tradição de Rosários 4 perfecta para un ganchillo de 4.5 mm. Con un ovillo y medio tienes suficiente. Si eliges el modelo slouch de talla grande, necesitarás otro ovillo. Cuando lo lleves puesto, comprobarás que queda estupendo porque tiene un poco de caída. Abriga mucho y al ser un tejido un poco elástico, se ajusta muy bien y no cede. Si prefieres realizar el gorro para recién nacidos y bebés, te recomendamos usar el Merino 4 Us con ganchillo de 3.5 mm. El hilo es menos grueso, hipoalergénico y solo necesitas un ovillo. ¿Qué más quieres?

 

 

 

 

#CALWinterWaves Instrucciones lalanaluneras

¿Cuándo?

Empezamos el viernes, 2 de marzo a las 10:30 am. El objetivo es tejer el gorro Winter Waves en una semana.

¿Cómo?

Crearemos un grupo en Facebook para ayudarte punto por punto. La idea es compartir la experiencia lalanalunera, estés dónde estés.

¿Cuánto cuesta?

Tienes tiempo para reunir el material. Puedes comprar el patrón suelto en Ravelry por 6 USD (unos 4,90 €) y utilizar lanas de tu stash. Otra opción es comprar el Kit CAL Winter Waves en Lalanalú por 17,50€. Incluye el patrón impreso y en pdf, dos ovillos de lana Tradição del color que te dé la lana y marcapuntos.

Si prefieres hacer tus pedidos online: los kits tardan en llegar de 24-48 h si vives en la península y de 48-72 h en Las Baleares.

El ganchillo depende de ti. Lo ideal es tejer una muestra antes de empezar para elegir la talla adecuada a tu tensión. Recuerda que no debe quedar ni demasiado suelto ni demasiado rígido.

Te esperamos el 2 de marzo en Facebook. Si te apuntas, utiliza el hashtag #CALWinterWaves y comparte tu #wip en las redes. Así podrás ver cómo crece un proyecto colectivo punto a punto. ¿Te lo vas a perder?

Patrón: Poncho con capucha a ritmo de chachachá

A mal tiempo, poncho de lana. Cuando las temperaturas cambian, cuando no sabes cómo vestirte, es el momento de las soluciones Lalanalú. Anímate a tejer la última prenda que hemos diseñado: un poncho con capucha, tan sencillo, que se teje a ritmo de chachachá. Además, puedes improvisar tantas versiones cómo te dé la lana. ¿Qué tal hacerlo más largo? ¿O más ancho? ¿Y convertirlo en una capa torera? Todo es posible. Si quieres personalizarlo aún más, olvídate de la capucha. Anímate a añadir un bolsillo o acábalo con flecos y pompones de colores. Será la estrella lalanalunera de la temporada, la que tenga más marcha.

El patrón original del poncho se teje a ganchillo y en redondo, con punto bajo y medio alto. Es una labor muy fácil y rápida de tejer, puede ser un proyecto ideal para principiantes.

 

 

 

 

Hemos elegido Bulky Light de Rosários 4, una lana 100%, con mucho volumen. La tenemos en Lalanalú en más de 10 colores, para que elijas el que te dé la lana. Se trata de un hilo mechado, sin torsión, de grosor bulky, ideal para tejer con agujas de entre 8 y 10 mm.

El patrón es una talla mediana, pero puedes adaptarla fácilmente. Para hacer la talla pequeña, teje una cadeneta múltiple del 6 con el largo que quieras y sigue la proporción de aumentos. Para una más grande, simplemente continúa con los aumentos proporcionales en cada vuelta. Adapta la medida de la capucha y ¡listo para estrenar!

 

 

 

 

Descárgate gratis el patrón Gorro de lana con pompón. Coge tus agujas circulares para tejerlo de una pieza y sin costuras. Sus trenzas gruesas y el pompón lalanalunero serán la guinda de tu labor.

No esperes más y descárgate el patrón y anota en tu Knitting Journal 2018 todas las características del poncho con capucha. Prepárate para disfrutar de tu nueva prenda favorita. Ya sabes, a mal tiempo, poncho de lana.

Olgajazzy: esculturas a punto para llevar

Es el momento de los nuevos proyectos, ¿estás buscando inspiración? Hoy te invitamos a conocer los patrones de Olga Buraya Kefilian. Esta diseñadora tan lalanalunera es la creadora de la marca Olgajazzy. Puedes reconocer su estilo por la estructura de sus prendas de punto de media. Sus diseños son todo minimalismo, textura y volumen. Ya sabes, lo mejor del arte tejeril se esconde en los detalles.

 

Kenzo de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Nobu de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

OMVEJ de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Effervescence Cardigan de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Olga comenzó en el mundo de la costura de la mano de su madre, una sastra profesional. Desde pequeña, fue adquiriendo conocimientos sobre tejidos, formas y construcción de piezas. Con el tiempo, esas características se han convertido en la base de sus creaciones. Ha trabajado diseñando patrones para marcas de lana. Eso le ha permitido mejorar su habilidad técnica y ser reconocida internacionalmente por la calidad de sus diseños lalanaluneros.

Los patrones de Olgajazzy son un reflejo de la arquitectura, el minimalismo y la cultura japonesa. Sus prendas tienen formas simples y colores sobrios. Su acabado es sofisticado, con detalles y texturas que se adaptan a cualquier estilo por su sencillez. Menos es más.

Entre los diseños de Olgajazzy, encontrarás gorros, cuellos, chales, mitones, chaquetas, jerséis y collares. Si te gustan los retos, seguro que entre sus creaciones descubres más de una que encaje con tu estilo. Lo difícil es decidirse por cuál empezar. Hemos elegido cuatro piezas que definen su forma de trabajar:

1. El chal minimalista Mizutama Shawl es ideal para las temperaturas barcelonesas por sus puntos calados. El patrón original está tejido con merino, pero puedes usar algodón o la mezcla de fibras que te dé la lana. Así, cada estación, estrenarás uno.

 

Mizutama Shawl de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Mizutama Shawl de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Camwool de Rosários 4

 

Perlé de Limol

 

2. La chaqueta abierta Abuku es una maravilla. Abuku significa burbuja en japonés y es el motivo que define la prenda. Está tejida en una sola pieza, que baja desde el cuello por el frontal para dar textura y forma a esta prenda de corte oriental.

 

Abuku de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Abuku de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Abuku de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Selba de Bc Garn

 

3. La construcción geométrica del cuello con capucha Boko-Boko Cowl es alucinante. Mantiene el volumen en forma de picos a pesar de la caída de la pieza. Atrévete a tejer una escultura para llevar.

 

Boko-boko Shawl de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Boko-boko Shawl de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Boko-boko Shawl de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Sock & Roll de Ovejita Be! y Colori de Bc Garn

 

4. El patrón del gorro Hineri Hat es gratuito y, además, resulta ideal para empezar. Como todos sus diseños, tiene truco. Hineri significa giro o vuelta. El final de trenzas redobla el hilo para dar más volumen. Está tejido con lana gruesa por lo que será tejer y estrenar en unas horas.

 

Hineri Hat de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Hineri Hat de Olga Buraya-Kefelian, vía Ravelry

 

Tradição de Rosários 4

 

Con estos patrones, no tienes excusa. Saca tus agujas, combina colores, disfruta de las texturas, crea volúmenes y teje como si no hubiera un mañana. Cada patrón de Olgajazzy es una escultura lalanalunera lista para llevar. Ya está aquí la inspiración.

Cuellos de fiesta: 4 patrones lalanaluneros a punto

Seguro que has oído eso de que tal prenda es el new black. Estas Navidades, el imprescindible de todos los guardarropas es… ¡el cuello de punto! Así que prepárate para tejer, lucir y regalar. Es perfecto por muchas razones: unisex, muy práctico, fácil de guardar y, lo más importante, rápido de tejer. Ya sabes que en Lalanalú pensamos en todo, así que hemos diseñado dos nuevos patrones. Son aptos para principiantes y Jedáis del ganchillo. Los queremos compartir contigo por amor a la lana. Además, tenemos dos propuestas más para tejer a punto de media y punto tunecino. ¡Vamos con los 4 fantásticos!

El primer patrón es el Big Merino Hug y está inspirado en mi hermana. Ha venido a visitarme desde Brasil y me hacía mucha ilusión hacerle un regalo de Navidad por adelantado. Como no tenía mucho tiempo, quería tejer algo rápido, calentito y ligero. Ha llegado con mis sobrinos, muchos trastos y poco espacio en la maleta. Pero un cuello de ganchillo, como el saber, no ocupa lugar. Así que no me lo pensé dos veces, cogí unas madejas de color mostaza de Big Merino Hug y me puse manos a la obra.

La Big Merino Hug de Rosy Green Wool es ecológica y tiene certificado GOTS, que garantiza el proceso desde la cría las ovejas hasta los tintes de la lana. Elegí el punto cesta porque tiene mucha textura, el volumen potencia la calidez de la prenda y resulta muy vistoso. Si quieres, puedes adaptar el patrón y tejerlo con una sola madeja. Yo utilicé dos para que el cuello tuviera un poco de caída. Así también podrá llevarlo en Sao Paulo, donde hace menos frío. Mientras esté en Barcelona, puede ajustárselo más.

 

Cuello Big Merino Hug

 

Colores Big Merino Hug

 

El segundo patrón es un cuello más cerrado tejido con The Croft, lana 100% Shetland. Quería usar un punto sencillo, que realzara el print de la lana. Buscando en los libros de ganchillo de la tienda-taller, descubrí el punto trinidad. Es fácil y muy resultón. Sólo hay que estar atenta en las repeticiones, al comenzar y finalizar cada vuelta, para evitar hacer aumentos o disminuciones de más. A mí me fue muy útil usar marcapuntos como guías en las vueltas que empiezan con cadenetas. El resultado es espectacular.

 

Cuello The Croft

 

Colores The Croft

 

Una alternativa para tejer a punto de media es el Cuello Millenium. Este patrón es muy fácil de seguir e ideal para iniciarse. Sólo necesitas una madeja de Millenium, 100% lana, de Rosários 4 para conseguir una versión del punto cesta tejido a dos agujas.

 

Cuello Millenium

 

 

Si te apetece probar una técnica distinta, atrévete con el punto tunecino. El Cuello Silk Blend está tejido con un ganchillo tradicional y una madeja de Silk Blend de Manos del Uruguay, una suave mezcla de lana merino y seda hilada y teñida a mano. Es un proyecto recomendado para todos los niveles. Con más madejas, puedes convertir este patrón en un cuello de dos vueltas o en una bufanda lalanalunera.

 

Cuello Silk Blend

 

Cuello Silk Blend

 

Con estas 4 propuestas ya no tienes excusa. Estas Navidades no pararás de tejer cuellos para darte un capricho o para regalar. Si eres una auténtica crafter, sorprenderás a los tuyos con un regalo DIY. Como mi hermana, que está encantada. Y si eres de las que te agobian las fiestas, tejer es un buen plan para desconectarte durante las interminables sobremesas familiares. Si te faltan manos y no tienes horas, hazte con un kit para tejer cuando te dé la lana. Estas Navidades no hay excusa para tejer, lucir y regalar. The new black está aquí.

Si lo tuyo es el punto: Patrón de echarpe Leftie

Kiara os recomendó hace poco el chal CamWool para las aficionadas al ganchillo. Así que he pensado que ahora me toca a mí. Para cambiar, quiero proponer tejer un echarpe a punto de media. Se trata, nada más y nada menos, que del patrón Leftie de Martina Behm. Te voy a contar un secreto: lo descubrí gracias a una de nuestras alumnas lalanaluneras. Después de ver su resultado, me picó el gusanillo. Compré el patrón en Raverly y me puse manos a las agujas. Y desde entonces, no me lo quito de encima.

 

Patrón Leftie de Martina Behm

 

Patrón Leftie de Martina Behm

 

Para empezar, el patrón del echarpe está traducido al castellano. Está muy bien explicado y resulta tan fácil de seguir que es apto hasta para principiantes. Sin embargo, no lo recomiendo como primer proyecto. Como se realiza a punto bobo, puede ocupar el segundo o tercer puesto de tu lista. Tiene alguna que otra vuelta corta y hay que hacer aumentos y disminuciones para crear las hojas. Pero una vez tejidas las primeras, el resto es tejer y disfrutar.

Para la base, elegí dos madejas de Colori de BC Garn en color beige. Su composición de 55% lana, 25% lino y 20% seda es ideal para tejer chales por la buena definición del punto en los acabados. Como Martina Behm lo diseñó con el objetivo de aprovechar restos de lanas para la creación de las hojas, seguí su propuesta y utilicé parte de una Zauberball 100 rojo de Schoppel Wolle. La combinación fue todo un acierto: el degradado de rosa claro a rojo intenso de las hojas me tiene enamorada y la combinación con el beige es sencillamente perfecta para esta época del año.

 

Kit echarpe Leftie

 

Zauberball 100

 

El echarpe Leftie me gusta tanto, que se ha convertido en uno de mis accesorios favoritos. Me encanta su forma de triángulo asimétrico. Al envolverme en él, sus rayas discretas y terminadas en hojas de colores contrastan con el azul de mi abrigo. Además, no pesa ni ocupa espacio en el bolso. Todo un puntazo.

Si te animas a tejer tu propio echarpe, en Lalanalú encontrarás el Kit Leftie, con el patrón y los ovillos necesarios. Como siempre, puedes elegir la combinación de colores que prefieras. Así ya que no tienes excusa, seas de ganchillo o de punto de media. En Lalanalú, tenemos una de chal y otra de echarpe. Para que puedas decidir y hagas lo que te dé la lana.

La combinación perfecta: Patrón chal & Camwool

La diva de las fibras ya está en Lalanalú. Si hace unas semanas recibíamos a la reina del crochet, ahora acaba de llegar una fibra triunfadora: CamWool de Rosários 4. Es una mezcla única de pelo de camello bebé y lana merino extra fina.

Hace ya tiempo que en Lalanalú queríamos tener fibra de camello bebé. Es tan cálida como la alpaca, pero fina como la cachemira. Esta fibra premium se obtiene de hilar el pelo que cae de las crías durante las semanas de muda. Suele mezclarse con otras fibras porque es muy escasa y costosa. Por eso, su composición contiene un 80% de merino extra fino, la estrella de las lanas.

Para celebrar su llegada como se merece, hemos llegado a un acuerdo muy especial con nuestros proveedores y amigos de Rosários 4. Vamos a compartir contigo un patrón por amor a la lana. Te invitamos a tejer este chal de color rojo teja para disfrutar del otoño a todo ganchillo. Lo hemos traducido al castellano porque queremos que conozcas todas las fibras y calidades. Así, podrás elegir la que te dé la lana.

Este chal es ideal para darle al ganchillo y practicar algunos de los puntos que te hemos enseñado: garbanzo, trenza y picot. Es una combinación perfecta para aprender a crear texturas y dar volumen a tus proyectos. Este nuevo reto lalanalunero te ayudará a seguir avanzando punto a punto. Además, podrás adaptarlo a lanas light fingering y tejer tantos chales como te dé la lana.

Disfruta de esta combinación única: la perfecta fibra CamWool & el patrón de un chal muy lalanalunero.

Kiara

Un patrón por mes: una visita al Hotel of Bees

Empezamos el curso con un reto muy lalanalunero. Cada mes, vamos a tejer un patrón y a contaros todos los detalles punto por punto en el blog. Estrenamos la sección con un chal de ganchillo: el Hotel of Bees” de A Spoonful of Yarn. Así que preparad la bolsa de labores. Nos vamos de viaje… a Normandía.

Hice una búsqueda en Ravelry para calentar agujas. En cuanto vi el patrón de “Hotel of Bees”, no me pude resistir y lo compré. Fue lo que se llama amor a primera lana. Tenía todo lo que me gusta: mezcla de puntos, paleta de colores y un formato nuevo. Hasta ahora, siempre había tejido chales semicirculares o tipo granny terminados en pico. Así que el patrón suponía un reto en toda regla. Por cinco euritos, ¿Qué más se puede pedir? Pues una historia lalanalunera.

 

Hotel of Bees, de Christina Hadderingh. Vía Ravelry
Hotel of Bees, de Christina Hadderingh. Vía Ravelry

Resulta que diseño del chal está inspirado en el Hotel de Las Abejas, una mansión protagonista del libro La luz que no puedes ver de Anthony Doerr. Como introducción, Christina nos pone la miel en la boca con la historia del caserón. Las palabras parecen dar vida a los puntos y nos sumergen en la atmósfera del relato de tal manera que no sabes si ponerte a leer o a tejer:

(…) hace cinco siglos, fue la casa de un acaudalado corsario que decidió abandonar el saqueo de barcos para estudiar a las abejas que vivían en los pastos a las afueras de Saint-Malo; allí fue donde se dedicó a garabatear cuadernos de notas y a comer miel directamente del panal. Los escudos de los dinteles de las puertas aún conservan abejorros tallados en madera de roble, la fuente cubierta por la hiedra en el patio tiene la forma de una colmena. Los favoritos de Werner son los cinco descoloridos frescos que hay en el techo de las habitaciones más lujosas y en los que abejas del tamaño de niños pequeños flotan sobre un telón de fondo azul; zánganos enormes y perezosos y abejas obreras de alas diáfanas. Sobre una bañera hexagonal, una reina solitaria de casi tres metros se curva a lo largo del techo con ojos múltiples y abdomen dorado. [Fragmento del libro original, publicado por Suma.]

Pero no perdamos el punto. El patrón está en inglés, pero vale la pena hacer un pequeño esfuerzo. Por sólo 5 euros, en Raverly o en la tienda de Etsy de A Spoonful of Yarn, te puedes descargar tres archivos en formato PDF: una versión completa con gráficos; otra para imprimir que incluye el texto y fotografías que explican algunos puntos y, por último, un documento con fotografías paso a paso, links para acceder a vídeos y un FAQ (preguntas frecuentes). Yo solo utilicé la versión para imprimir. Las explicaciones de las piezas que conforman el chal son muy claras y sencillas. Al principio me costó un poco comprender la lógica del diseño. Pero luego pude seguirlo sin ningún problema.

Aunque el patrón original está diseñado en tres colores (amarillo, blanco y gris), preferí tejerlo en dos: gris claro y verde oliva. Elegí ovillos Selba de BC Garn por su composición, 50% lana y 50% algodón orgánicos. La mezcla es perfecta para prendas de entretiempo. Tengo que confesaros que me he enamorado de este hilo. Es muy amoroso, no se abre ni se engancha en la aguja y los puntos tejidos tienen mucha definición.

Los distintos puntos del chal recrean panales, abejas, alas y flores. Los motivos se despliegan por toda la prenda como miel sobre hojuelas. Hotel of Bees utiliza puntos bajos, altos y cadenetas trabajados en combinaciones, creando dos tipos de puntos con texturas y distintas secuencias. Cada sección recrea la decoración del hotel. Empieza por las alas tejidas a punto bajo y alto doble, continúa por su colmena de punto red, sigue con las abejas de punto garbanzo y termina con las flores en punto alto y cadeneta.

Como en mis diseños suelo utilizar los puntos de garbanzo y alto doble para crear texturas (o punto trenza como me gusta llamarlo), me sentí muy cómoda. Sólo hay disminuciones en un lateral para crear la forma de un triángulo rectángulo. La verdad es que no podía parar de tejer. El ganchillo iba solo y disfruté tejiendo a toda lana. Lo terminé en una semana.

Quiero que empiece el otoño ya para ponérmelo. Es un proyecto perfecto para estrenar la temporada y una gran inspiración literaria para viajar en el tiempo. Espero que te animes a tejerlo. Pero, cuidado, cuenta la fábula que a un panal de rica miel, las Lalanalús acudieron…. y dos mil chales tejieron….

 

Coge tu sombrero y póntelo, con este patrón

Vamos a la playa, calienta el sol… chi ri bi ri bi po po pom pom… chi ri bi ri bi po po pom pom… es una canción muy antigua, que se llama “María Isabel”. Cuando llega este tiempo, siempre me viene a la cabeza. Cuando voy de camino a la playa, no puedo dejar de tararear el estribillo en bucle. En un ataque de nostalgia, me he dejado llevar por la música para crear el un sombrero playero de ganchillo muy lalanalunero.

El patrón sigue el mismo ritmo de la canción. Es muy fácil de tejer, perfecto para iniciarse en el ganchillo. He elegido Lino de BC Garn, un hilo de lino 100%, muy fresco y resistente para que puedas llevarlo siempre en tu bolsa, a punto para dar un paseo por la playa o protegerte del sol mientras tejes este patrón tan lalanalunero… Chi ri bi ri bi po po pom pom… Y vuelta a empezar. Decarga aquí el patrón.

Necesitarás dos ovillos. Elige dos colores si quieres tejerlo a rayas como el original, o de uno solo si lo prefieres liso. Como te dé la lana.  Aviso a Lalanalús: es la labor del verano, tan pegadiza como el estribillo. Pincha aquí y conoce el Kit sombrero a rayas.

Patrón Bolero lalanalunero

Si me conocéis, sabréis ya que tengo estilo muy personal. Siempre llevo falda y vestidos estampados combinados con medias y rebecas de diferentes colores. Por eso, en cuanto recibimos el algodón Bouquet de Rosários 4, no lo pude resistir y me puse manos a las agujas. Así que he creado el patrón de un bolero muy lalanalunero: una chaqueta torera muy fresquita que combina con todo. A mi estilo y espero que también al vuestro.

Como la gama de colores de Bouquet es tan amplia, es posible elegir el que te dé la lana. A mí me costó decidirme, pero el tono el coral me enamoró. Me encanta porque es alegre, sienta muy bien y es muy fácil de combinar. Lo mejor este hilo de grosor bulky es que se teje súper rápido. En dos tardes, tendrás tu bolero tejido y listo para estrenar. Esta chaqueta lalanalunera es el complemento ideal para los LalanaLooks de verano. Además es muy ligera y no ocupa lugar en la maleta. Con estilo propio, ¿verdad?

 

 

Eva

 

Patrón Bolero lalanalunero

Materiales

2 ovillos de Bouquet de Rosários 4 de tu color favorito

Agujas de 8 mm

Tijeras

Aguja lanera

 

Para comenzar, monta 70 puntos en la aguja y téjelos.

Teje 6 vueltas a punto bobo (siempre del derecho).

A continuación, teje dos pasadas a punto vainilla de la siguiente forma:

Pasa el primer punto sin tejer, introduce la aguja en siguiente punto y echa 3 hebras en la aguja antes de soltarlo. Teje los siguientes puntos de la misma manera.

En la siguiente vuelta, teje del derecho, soltando las hebras de la pasada anterior.

Repite las 6 vueltas de punto bobo y las 2 vueltas a punto vainilla hasta que obtengas el ancho que necesitas para tu chaqueta.

Es importante que termines con 6 pasadas de punto bobo.

Para este bolero tejjí 5 repeticiones y 6 vueltas de punto bobo para finalizar.

Recuerda que al cerrar los puntos, es mejor hacerlos lo más flojos que puedas.

Al terminar de tejer, tendrás un rectángulo: Dóblalo de forma horizontal y cose 10 cm a cada lado. Con estas pequeñas costuras, convertirás el rectángulo en el bolero más lalanalunero del verano.

Para terminar, esconde los hilos con la ayuda de la aguja lanera y ya está lista para estrenar.